La señora de la Montaña


La señora M se fue de excursión
con sus dos hijitas llenas de ilusión.
Algo que volaba llamó su atención.
-¡Qué lindos colores! Me los llevo yo.
La señora M les quiso enseñar
todos sus colores y su forma de volar.
Pero los gigantes se enfurecieron,
soplaron muy fuerte, mandaron frío de invierno.




¿Quieres comentar?

Publicar un comentario

Gracias por comentar en nuestro blog. Te invitamos a usar un lenguaje adecuado y respetuoso, ya que tu mensaje será revisado antes de ser publicado.

Ir Arriba